Bombos y redoblantes, charlas y encuentros en la esquina, las banderas que iban decorando las paredes blancas del Club Villa Talleres preparado para presentar a un colectivo de organizaciones políticas, sociales y sindicales que desde hace varios meses vienen trabajando para generar un frente electoral de unidad.

La consigna viene siendo cada vez más una apuesta en el discurso y la acción, sobre todo luego del año 2017 cuando el oficialismo obtuvo la mayoría de votos en las elecciones de medio término en la Provincia de Buenos Aires. Y en este sentido, Junín, la principal ciudad en términos demográficos y económicos de la cuarta sección electoral, aún no ha resuelto la ecuación que parecería estar saldada a nivel nacional con la fórmula Fernández-Fernandez y en la Provincial con Kiciloff-Magario.

El Frente de Unidad Juninense (FUJ) se presenta, entonces, como una herramienta electoral que permita ampliar las bases, capacidades y diversidad al armado que lidera Unidad Ciudadana y que desde el año pasado ya cuenta con candidata a intendenta en la figura de la actual concejal Victoria Mufarotto. El FUJ ya elaboró un documento que plasma los puntos de acuerdo para una política que transforme la ciudad, y es de público conocimiento cuenta en su espacio con dos dirigentes que ya anunciaron su deseo de ser precandidatos a intendentes en un espacio que a nivel nacional conduzca Cristina Fernández de Kirchner. Se trata de Juan Manuel Sequeira, dirigente del Socialismo para la Victoria en Junín Bicentenario, ex concejal integrando un frente de unidad en 2011, cuando Gustavo Traverso compitió electoralmente por la ciudad. Y, por otra parte, Nazareno Diotti, Vice presidente del Partido Justicialista de Junín, que en 2017 también contó con su agrupación vecinal «Por un nuevo Junín», ya anunció su precandidatura, el apoyo del sindicato de la construcción (UOCRA).

Además, se destacan la figuras de Pablo Micheli, secretario actual de la CTA Autónoma y candidato a secretario general de ATE por la agrupación Verde Púrpura, y dirigentes de su entorno, como la diputada nacional (mandato cumplido) Rita Liempe. Desde el sector del peronismo participan, además de Diotti, la Corriente Peronista Descamisados (con Emiliano Marcucci como principal referente), y SOMOS, que tiene a Victoria Donda como referenta nacional y a Nino Lucero integrando el frente local. El radicalismo participa a través de Martín Agosti, y por su parte, Vamos, una de las patas del Frente Patria Grande que conduce Juan Grabois, conforma el espacio con la participación de Federico Villafañe.

Un llamado y una preocupación

El pasado 7 de junio, el lanzamiento del Frente de Unidad Juninense movió aún más avispero de la política local. Mientras se descuentan las horas para el cierre de las alianzas y frentes electorales, la especulación sobre la incorporación de Sergio Massa al espacio que lleva a Alberto Fernández como presidente, pone nuevamente en el escenario a Mario Meoni. El ex intendente anunció su deseo de competir para recuperar el gobierno local, y un acuerdo a nivel nacional lo llevaría directamente a disputar las PASO con Muffaroto.

Es en este contexto, que el acto de lanzamiento del FUJ cobró mayor relevancia porque, justamente, amplió la base electoral para un acuerdo de unidad en Junín. El evento no escapó a las liturgias de otras actividades políticas, pero si dejó algunos puntos fuertes. El primero, repetido por quienes tomaron la palabra fue la de sostener y replicar, a nivel local, el esfuerzo que realizan los dirigentes nacionales. Quién más claramente lo dijo fue Pablo Micheli, reconociendo que «Junín está en deuda». Nazareno Diotti, enfatizando en la unidad es una demanda de la sociedad, para que «el 9 de diciembre sea el último día de Mauricio Macri en el gobierno».

Las horas corren, las especulaciones son muchas, pero las preocupaciones de la gente son la base de la propuesta de acuerdo. Fue Juan Manuel Sequeira, de Junín Bicentenario, quien remarcó los principales puntos sobre los que se han venido trabajando en los últimos meses. Desarrollo productivo a través de la articulación pública y privada, inversión social y promoción de la movilidad económica. El fortalecimiento del sector PyME y su articulación con proyectos de economía solidaria y popular, la implementación de espacios de participación de vecinos y vecinas, resolver el Derecho al Hábitat y tomar las banderas de la lucha feminista para contar con activas políticas de géneros fueron algunos de los temas que mencionó el dirigente socialista. El acceso a los derechos básicos, fue la preocupación de quienes estaban presentes tanto frente al micrófono como entre el público. «No puede ser que en Junín nos digan que no hay vacunas», fue la frase con la que Sequeira retrató la precariedad en la que viven los sectores más vulnerables.

En un acto que contó con la participación de Concejales de Unidad Ciudadana como Maia Leiva y Lautaro Massuti, además de referentes sindicales, jubilados, productores agropecuarios y corrientes partidarias, entre el público.

El Frente está en marcha, y cómo se vivió semanas antes con el acto de Unidad Sindical de la 4ta Sección electoral, sea cual fuese el resultado de lo que se plasme 12 de junio con la presentación de alianzas, y el 22 con el cierre de listas, estará en la dirigencia política la responsabilidad de agarrar el guante y tomar la demanda de unidad para generar una alternativa electoral que en la ciudad de Junín permita transformar el rumbo y signo de gobierno.